La intoxicación y la no objetividad de los medios

Comparto una reflexión al respecto de un texto de la doctora Doña Aurora Labio, investigadora y docente de la Universidad de Sevilla sobre la ‘intoxicación’ por parte de los medios y la ‘no objetividad’ de los mismos en los tiempos actuales. (“Poder y manipulación informativa. Una aproximación desde el pensamiento crítico.” Revista digital www.razonypalabra.org.mx / Nº 43. Febrero-Marzo 2005)

Me ha parecido una exposición muy interesante sobre todo porque arroja cierta luz al respecto de una cuestión de la que no somos demasiado conscientes cuando consumimos medios de masas y porque logra muy efectivamente ‘destapar’, o llamémosle quizás ‘abrirnos los ojos’, al respecto de una realidad ingrata pero no por ello menos cierta: la manipulación y el servilismo reinante en muchos medios y en la profesión periodística. (triste y ciertamente desazonadora, cuando los que aquí opinamos pretendemos ser algún día profesionales de esto)

Reflexiones personales aparte, y por aportar cierta visión crítica a lo leído, diré que estoy parcialmente en desacuerdo con Labio, Schiller o Mattelart cuando afirman que el objetivo subyacente último y principal de los medios, es perpetuar y legitimar el sistema capitalista. En palabras de Labio “aunque podamos descubrir tendencias políticas en los medios, mantenemos las tesis de que la verdadera ideología en dichos medios se alinea con las bases sobre las que se asienta el capitalismo”

Explico mi discrepancia: aun siendo conscientes de que los grandes grupos de comunicación (que a su vez aglutinan diferentes plataformas mediáticas) están en poder de multinacionales  empresariales muchas veces ajenas incluso al sector de la comunicación y que por tanto se deben a intereses puramente mercantiles, diré que creo que el fin último no es legitimar sistemas, tanto como legitimar corrientes ideológicas y planteamientos políticos que beneficien a los mismos.

Es decir, que creo que el fin último de todos esos fenómenos orientados a la intoxicación y modificación de LA VERDAD (en mayúsculas porque es un concepto que creo lo merece) como son el de la manipulación, el de la ocultación y el de la censura bien en épocas de crisis y conflictos (donde es más exacerbado) bien en época de estabilidad, se deben a la justificación de IDEARIOS POLÍTICOS. A la legitimación, propaganda y apoyo de PARTIDOS POLÍTICOS o ESTADOS que favorezcan esos intereses empresariales y por tanto que contribuyan a un incremento de su riqueza y a la consecución de un mayor lucro.

¿Os habéis dado cuenta? Es tan adyacente y van tan de la mano la propia política (poder) y la obtención de riqueza (dinero) que releyendo mi reflexión, uno diría que yo solito  través de mi argumentanción he llegado a la conclusión a la que no quería llegar…Ante la que quizás me estaba queriendo poner una venda…

A que, muy a mi pesar, probablemente haya de rectificar sobre la marcha y afirmar que estoy de acuerdo con Labio y compañía. Que mucha de la información que recibimos a través de los medios, ‘mete la tijera’, esconde y terjiversa la verdad, al objeto de defender , legitimar y perpetuar idearios y partidos políticos afines a los intereses de quienes los poseen y por tanto y por defecto, de la perpetuación de un statu quo que mantenga sus privilegios.  (si me permitís la expresión: el bucle de la vergüenza)

Por finalizar os confesaré que lo que me provoca auténtico pavor y me enfrenta a un oscuro abismo filosófico es la cuestión que nos deja encima de la mesa Ignacio Ramonet en “La tiranía de la comunicación” , (Ed. Debate, 2003):

“Grupos más potentes que los Estados llevan a cabo una razia sobre el bien más precioso de las democracias: la información. ¿Tratan de imponer su ley al mundo entero, o por el contrario, desean abrir un nuevo espacio de libertad para el ciudadano(…) Los amos del mundo no han sometido jamás sus proyectos al sufragio universal (…)”

¿No provoca cierto vértigo la reflexión?

Visto lo visto, creo que solo nos queda la plegaria. Que los Bill Gates, los Rupert Murdoch, los Ted Turner, los Emilio Botín de turno no se levanten una mañana con el pie izquierdo y en su apretada agenda incluyan aspiraciones hitlerianas o mesiánicas colonizaciones. O que Dios nos asista…

César Fdez. Rollán . Periodista, socio FAPE y Asoc. Vasca Periodistas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s