Bienvenidos a la habitación del futuro

Aunque parece ciencia ficción, los alojamientos de experiencias inversivas y adaptados a los gustos de los huéspedes son ya realidad. Una manera de reinventar la forma en que las personas interactúan con los espacios

broomx1

Laura Palacios. La habitación de futuro ya está aquí. Un ambicioso proyecto para mejorar la experiencia de alojamiento del huésped y reinventar la forma en que éste interactúa con los espacios. La empresa Broomx ha desarrollado la tecnología necesaria que redunda, además, en la mejora del rendimiento de las instalaciones y, por tanto, en el aumento de beneficio para el establecimiento. El hotel Levon en Barcelona ofrecerá estos dispositivos en 2016.

“El huésped tiene un control total de la habitación, un nuevo canal de comunicación y personalización del espacio en tiempo real”, apunta Diego Serrano, director de la firma Broomx que ha dedicado 3 años de trabajo de I+D.

Los equipamientos de este espacio son capaces de reconocer a la persona que ocupa la habitación, “incluso antes de su llegada, de forma que se adaptan a sus preferencias estados emocionales y gustos”, desvela Serrano. ¿Cómo puede lograrse? En las habitación todos los objetos están conectados (Internet of Things) y controlados por el cerebro Broomx. El huésped lo único que tiene que hacer es seleccionar a través de su smartphone qué tipo de experiencia quiere vivir, tan con sólo pulsar un botón de la app. Se trata de la primera plataforma que ofrece ilimitadas experiencias inmersivas que, además, permite al hotel mantener su estilo propio y elegir si contará con un espacio de este tipo o varios.

Plataforma camaleónica

Para el establecimiento, la ventaja más clara es la reducción del gasto energético. Además, sus sistemas eficientes activos como iluminación led, domótica del agua y de monitorización permiten incentivar comportamientos responsables de forma no intrusiva con el huésped.broomx-demostracion

Asimismo, la gerencia del negocio dispone de un panel de control alojado en cloud, desde el que pueda administrar  las habitaciones Broomx hasta de distintos establecimientos.  Aspectos como la comunicación con el huésped, estadísticas, gestión y búsqueda de nuevas experiencias. El precio orientativo es de 15.000 a 20.000 euros, incluyendo un proyecto  y tecnología a medida, así como acceso a la plataforma de propuestas multisensoriales.

El hotel Levon lo ha visto claro y abrirá en 2016 siete habitaciones con esta tecnología. “Estamos enfocados gente atrevida, que busque experiencias diferentes, que no vaya a un alojamiento para ‘dormir y salir’. Por tanto, Broomx nos encaja a la perfección, además podremos renovar periódicamente el paquete de experiencias para seguir sorprendiendo a nuestros clientes”, avanza Jonathan García, fundador de establecimiento barcelonés. Además de sus ventajas de control y eficiencia, García valora que la app es “cameleónica” y se adapta a cada hotel,  con una formación del personal sencilla y un servicio técnico de 24 horas. Todo ventajas para huéspedes y empresas que ha pasado de las películas futuristas a ser una realidad tangible y nunca vista hasta ahora.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s