¡Por fin, inaugurado el Centro Botín!

image001

“Nuestro objetivo es que el Centro Botín se convierta en uno
de los centros de arte de referencia en Europa que genere
 riqueza económica, social y cultural para Cantabria y el norte de España”
 (Íñigo Sáenz de Miera, director general del Centro Botín)

 

Nico Del Val. A los muchos alicientes que tiene la ciudad de Santander se suman ahora las exposiciones del recién inaugurado Centro Botín que después de un largo y polémico proceso de construcción abrió sus puertas al público el sábado 24 de junio con una triple propuesta: la monográfica del belga Carsten Höller, una selección de dibujos de Francisco de Goya y la muestra de algunas de las principales obras de la colección Fundación Botín.

El edificio ha sido concebido por el italiano Renzo Piano, premio Pritzker de arquitectura de 1998, la ejecución ha contado con la colaboración del estudio del arquitecto catalán Luis Vidal. Las obras comenzaron hace cinco años y aunque el plan previsto era de dos, el plazo se ha alargado por problemas técnicos y económicos. Según los promotores, el impacto en el enclave se ve compensado con la creación de un nuevo espacio urbano en la ciudad y con un proyecto cultural que fomentara la creatividad a través de las artes e impulsará la actividad económica y social de Santander al estilo del efecto conseguido por el museo Guggenheim Bilbao.

image003“Y” (2003)

La primera de las tres grandes exposiciones programadas para este año en el  Centro Botín es la del artista belga Carsten Höller (Bruselas, 1961) que con el título “Y” incluye catorce obras entre las que se encuentran algunos de sus trabajos más reconocidos junto a nuevas piezas que se pueden ver y experimentar hasta el 10 de septiembre. De formación científica, Höller es un doctor agrónomo que simultaneó los inicios en su carrera artística con el estudio de las estrategias de comunicación olfativa de los insectos y los efectos de las ondas luminosas y los productos químicos en la actividad cerebral.

Carsten Höller forma parte del grupo denominado Relational Aesthetics (Estéticas Relacionales) que incluye a artistas como Douglas Gordon o Rirkrit Tiravanija, cuyo trabajo consiste en idear experiencias más que objetos. En 2006 llenó de toboganes la Sala de Turbinas de la Tate de Londres y el año pasado, con el título Doubot (Duda), presentó una gran retrospectiva en la Pirelli HangarBicocca de Milán también comisariada por el valenciano Vicente Todolí, exdirector de la Tate londinense. Ahora, Todolí es el presidente de la Comisión Asesora de Artes Plásticas de la Fundación Botín y director artístico de HangarBicocca. Además, también es el comisario de la exposición MADEINUSA del catalán Antoni Miralda, que se celebra en Bilbao hasta el 1 de octubre. Para organizar la del Centro Botín, ha contado con la colaboración del director de la National Galerie de Berlín, Udo Kittelmann.

Entre las obras seleccionadas para la exposición de Santander destacan piezas tan icónicas como Y” (2003), con la que Höller participó en la Bienal de Venecia o Elevator Bed (2010), una “cama ascensor rotatoria” en la que es posible pasar la noche por un precio de entre 250 y 350 euros (dos personas). La cama se puede elevar hasta una altura de 3,5 metros, lo que permite variar el punto de vista de la singular “sala habitación” que dispone de una instalación, Psycho Tank (2014), para que los huéspedes puedan relajarse flotando sobre aguas saturadas de sal de Epsom (sulfato de magnesio).

image006Elevator Bed  (2010)

Retomando el interés por las ciencias del comportamiento, Carsten Höller vuelve a utilizar los pájaros y en Canary Scale presenta dos jaulas de igual tamaño, suspendidas del techo y unidas entre sí por una balanza, que contienen el mismo número de canarios. El fiel de la balanza permiten comprobar si las pajareras cuelgan al mismo nivel, o si el vuelo de las aves altera el equilibrio.

image007Canary Scale  (2010)

En la muestra también se exponen nuevas versiones de Swinging Curve (2009) y Swinging Spiral (2010), dos estructuras en forma de túnel suspendidas a un centímetro del suelo, cuyo ligero balanceo altera la percepción del visitante. Seven Sliding Doors (2016) es otra estructura en túnel, pero con puertas automáticas cubiertas de espejo. Al avanzar por el pasillo la apertura y cierre de las puertas amplifican y reducen un espacio en el que se multiplican los reflejos.

image009.png

Por otra parte, la exposición Ligereza y atrevimiento. Dibujos de Goya es resultado de un  proyecto de investigación y catalogación razonada de los dibujos de Francisco de Goya, fruto del convenio de colaboración que en 2014 firmaron la Fundación Botín y el Museo del Prado. Para la muestra se han seleccionado 80 dibujos representativos de los distintos periodos de la actividad artística de Goya que incluye láminas y dibujos preparatorios de sus series de estampas: Tauromaquia, Sueños, Caprichos, Desastre de la guerra, Disparates…

En la actualidad el Museo del Prado cuenta con más de la mitad de los cerca del millar de dibujos realizados por Goya desde finales del XVIII hasta su muerte en Burdeos en 1828. Están considerados como las obras más privadas del pintor aragonés. Tuvieron gran influencia en la renovación formal y técnica del arte del dibujo de la época.

image011Obras de Renata Lucas, Tacita Dean y Miroslav Balka

Con el título Arte en el cambio de siglo se expone una selección de obras que incluye piezas de los artistas que han dirigido alguno de los talleres internacionales organizados por la Fundación Botín durante los últimos veinte años, así como de los becarios que han recibido el apoyo económico de la institución.

De los primeros encontramos pinturas de Juan Uslé  y Julião Sarmento, dibujos de Tacita Deans y Mona Hatoum, esculturas de Juan Muñoz, Miroslav Balka, y Jannis Kounellis, series fotográficas de Gabriel Orozco, Lothar Baumgarten, Paul Graham y Antoni Muntadas y una instalación multimedia del cubano Carlos Garaicoa. Y entre la lista de becados tenemos a Asier Mendizabal, Carlos Irijalba, Lara Almarcegui, Carlos Bunga, Nuria Fuster, Renata Lucas, Sandra Gamarra o Wilfredo Prieto.

image014Renzo Piano

El edificio de Renzo Piano (Génova, 1937), con una superficie construida de aproximadamente 10.000 m², se articula en dos volúmenes conectados entre sí por una estructura de plazas y pasarelas. Revestido por  270.000 piezas circulares de cerámica nacarada que reflejan la luz y se mimetizan con los cambiantes colores del mar y del cielo, cuenta con varias salas de exposición, un auditorio para 300 personas y la taberna marinera El Muelle, dirigida por el navarro Jesús Sánchez con dos estrellas Michelin por su restaurante El Cenador de Amós de la localidad cántabra de Villaverde de Pontones.

Se estima que el coste total del Centro Botín superará los 80 millones de euros inicialmente previstos y, según algunas fuentes, el desfase puede ser del 25%. En el presupuesto se incluía la construcción del edificio, 50 millones de euros, y la remodelación urbanística del entorno que se valoró en otros 30 millones de euros. El sobrecoste correspondería a los cambios en el proyecto original y a que las obras han durado casi tres veces más de lo previsto.

Desde un principio, el Centro Botín ha estado rodeado de la polémica sobre el  enclave elegido por el entonces presidente del Banco Santander, Emilio Botín, fallecido hace dos años. La principal oposición ha sido liderada por la Plataforma en Defensa de la Bahía contraria al impacto del edificio en la panorámica visual de la bahía santanderina. Un emplazamiento que finalmente contó con el respaldo del Tribunal Supremo al pronunciarse a favor del Plan Especial del Puerto de Santander que autorizaba la ubicación.

Por el contrario, muchas de las muestras de apoyo también se han sustentado en argumentos urbanísticos como la mejora de los accesos al borde marino, gracias al soterramiento del tráfico a través de un túnel de más de 200 metros, la liberación de terrenos portuarios cerrados al público o la ampliación de los populares jardines del paseo de Pereda que han duplicado su superficie hasta los casi 50 mil metros cuadrados. Los jardines, rediseñados por el paisajista Fernando Caruncho, incorporan una intervención escultórica de la donostiarra Cristina Iglesias, Premio Nacional de Artes Plásticas en 1999, compuesta por cuatro pozos y un estanque que encierran algas de acero fundido.

image015Desde lo subterráneo (Cristina Iglesias)


CENTRO BOTÍN

Muelle de Albareda, s/n
Jardines de Pereda (Santander)

 942 047 147

http://www.centrobotin.org/

http://www.fundacionbotin.org/

HORARIOS

Horario de verano (junio a septiembre)
De martes a domingo, de 10:00h a 21:00h.

Horario de invierno (octubre a mayo):
De martes a domingo, de 10:00h a 20:00h.


 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s